USMP Filial Sur

USMP Arequipa

Evolución de la información y Big Data

Las organizaciones cuentan con varios elementos importantes para poder mantener su ventaja competitiva o distinguir sus factores claves de éxito; el contar con información reciente o actualizada para la toma de decisiones, siempre ha sido gravitante para alcanzar las metas y objetivos deseados como parte de su visión, es en este punto donde el encargado de realizar estas funciones tienen consigo una importante responsabilidad, siendo un protagonista quien se encarga del análisis de la información.

El rol del analista de información que ha venido desempeñando en los últimos años, ha cambiado considerablemente, ya no se trata solo de extraer información y de visualizarla usando cuadros estadísticos, esta actividad ha evolucionado debido a los cambios recientes que tienen las organizaciones y a temas coyunturales, como el internet y el mayor uso de redes sociales; ya no basta simplemente con tener la información más reciente, sino también el considerar ciertos aspectos como el poder hacer pronósticos o simulaciones para anticiparse a las decisiones de los competidores, aprovechando de esta manera el gran volumen y el que mucha de esta información pueda estar compartida de manera libre en la nube.

La gran cantidad de información que se genera por diferentes fuentes exige el uso de nuevas herramientas, las mismas que se han venido desarrollando para poder hacer frente a la enorme cantidad de datos que se genera no solo a través de las redes sociales sino por sistemas transaccionales, desarrollándose de esta manera nuevos conceptos como el de Big Data.

El uso de Big Data también demanda el poder manejar otras estructuras para la correcta gestión de la misma, ya que no solo hablamos de megabytes sino terabytes, petabytes sino inclusive de exabytes. Las bases de datos convencionales conforman solo una parte del análisis para los datos. Se han venido desarrollando diferentes proyectos enfocados a poder manejar estos volúmenes. Algunos de ellos como Avro, Hadoop, Flume, entre otros.

Igualmente, no solo en relación a la estructura sino también en la visualización o el tratamiento de la información, big data se puede apoyar de otras herramientas que van a permitir el realizar un trabajo más minucioso. Es importante que para ello se consideren herramientas que gozan de un buen prestigio, tal es el caso de Python.

La aplicación de Big data no solo abarca al marketing en la web, también existe el intercambio de información de máquina a máquina, y como no mencionar la información que puede procesar y analizar las entidades financieras, no es en vano que empresas grandes como Amazon, Netflix, Nike o Spotify estén apostando por esta tecnología, indicar también que su uso no solo se ha dado en el campo comercial ya que en la medicina se vienen usando con gran éxito.

Cabe también destacar que a razón de tan importante cambio, otras áreas especializadas han venido apareciendo como la ciencia de datos (data science) o análisis de datos (data analytics) propiamente dicho, inclusive del lado de inteligencia artificial ha venido revolucionando el big data.

Finalmente, podríamos decir que el uso de los datos se presenta como un área que se ha desarrollado ampliamente y que esa será la tendencia en los próximos años, por lo que surge la necesidad de que los profesionales en el análisis de la información trabajen en investigaciones sobre big data, así también como en sus diferentes ramas que se derivan o que se complementa al mismo.

Autor:  Ing. Christian Alain Revilla Arroyo.

Referencias

  • IBM, ¿Qué es Big Data?, Artículo web
https://www.ibm.com/developerworks/ssa/local/im/que-es-big-data/index.html
  • Universidad Complutense de Madrid, ¿QUÉ
    ES BIG DATA?, Artículo web
https://www.masterbigdataucm.com/que-es-big-data/